Los instrumentos curativos de la psicología

Aunque poco a poco vamos consiguiendo darle normalidad, es evidente que la salud más importante y que más debemos cuidar el la mental. Nadie se extraña porque vayamos todas las semanas a un fisioterapeuta (también importante) pero cuando hablamos de psicología parece que es un tema más delicado. Pues para nada, si es importante un cuerpo sano mucho más es una mente plena y con todo el potencial para poder afrontar tu día en unas condiciones óptimas. Con los tratamientos psicológicos adecuados lograremos esto y mucho más.

Usar la psicología para estar mucho mejor

Y ya que hablamos de salud mental, vamos a hacerlo en todos los ámbitos que esta abarca, ya que algunos pueden parecer superfluos y sin embargo podrían ser el punto clave para superar problemas:

Terapia de apoyo

Empleada en momentos puntuales, su aplicación se da en aquellas situaciones donde existe un problema concreto. Este tipo de terapia tiene la característica de ser un apoyo de manera frecuente pero durante períodos no muy prolongados. Ideal para estados depresivos o ansioso derivados de una situación concreta.

Psicoterapia individual

En este supuesto el objeto son trastornos no puntuales y sí dilatados en el tiempo, afectando de una manera global en la mente del sujeto. En este supuesto las citas deberán prolongarse más en el tiempo ya que se requiere de un tratamiento psicológico más detenido y complicado.

Terapia de familia

Es adecuada para aquellas familias en las que los problemas ocurridos en un sujeto afectan al conjunto. El fin de esta terapia es una ayuda genérica a toda la familia, con herramientas para al miembro que presenta los problemas basándose en el diálogo y la comunicación.

Terapia de grupo

La terapia de grupo es clave para afrontar problemas que uno mismo no percibe de la forma adecuada. No hay mejor forma de ver un problema y donde reside el origen de este, cuando se pone en común y se tienen diferentes puntos de vista a los nuestros.

Muchas veces cuando vemos un problema desde fuera, se nos ocurre rápido una solución o la forma de tratarlo. Pues esto es justo lo que la terapia de grupo genera en la persona que expone su problemática. Un problema compartido, se convierte en un problema más pequeño.

Los beneficios de la psicología

Estas son solo algunas técnicas que existen en el ámbito de la psicología y que nos ayudarán a estar en sintonía con nosotros mismos. Cuando nuestra mente consigue estar armonía con nuestro cuerpo, se alcanza el estado de bienestar que hará que nuestro día a día sea mucho mejor.

Nuestra mente es una de las herramientas más poderosas que existen y por ello tenemos que ser conscientes que algo con tanto potencial hay que cuidarlo. Conocer nuestra mente, buscar nuestras limitaciones y superarlas, nos hará estar preparados para todas las situaciones que surjan y con ello seremos más productivos siendo más felices.

Y sí, al final todo se resume en eso, ser felices… porque cuando nos sentimos realizados, sabemos que nuestro día a día nos hace sentirnos realizados, y vemos que podemos desarrollarnos como personas, es lo que conseguiremos.